China como estrategia empresarial

Hoy en día China no es únicamente la fábrica del mundo, este país marca pautas económicas y su población es el público objetivo para muchas empresas, grandes y pequeñas, que ven en sus más de 1.400 millones de habitantes una gran oportunidad de crecimiento.

En esta gráfica queremos mostrar los pasos y momentos en los que una empresa se puede encontrar en su estrategia con China.

Nivel empresarial respecto a China

En esta gráfica llamamos nivel 1 a aquellas empresas que nada tienen que ver con China ni directa ni indirectamente. Son empresas que no compran en China ni tienen proveedores directos que sí lo hagan, y tampoco cuentan con clientes directos o indirectos en este país. No les afectan las decisiones políticas y económicas que tome China ni siquiera de forma indirecta. Debido al nivel actual de integración de toda la economía y la tecnología global es sumamente difícil encontrar empresas de tamaño medio o grande que estén en esta situación. 

El nivel 2 lo constituyen aquellas empresas que mantienen con China una relación secundaria. Estas firmas tienen una relación discontinua, indirecta o involuntaria con China. No compran o venden directamente, o lo hacen muy raramente, pero sí se ven afectadas por China de manera tangencial. Compiten con empresas que sí interactúan con China o, directamente, con empresas chinas.

En un nivel 3 encontramos a las empresas que han hecho de China una prioridad. Aquí se sitúan la mayoría de empresas que tienen una relación directa con China. Compran productos y componentes o cuentan con clientes chinos. China forma parte de su estrategia de expansión e incluso se llega a tener presencia física. Ya sea como lugar de aprovisionamiento o fabricación, como centro de diseño, como plataforma para llegar a otros mercados o como mercado de ventas, China es un activo esencial en la actividad de tales empresas que, por lo mismo, se pueden ver muy afectadas ante las grandes decisiones estratégicas a nivel político y económico del país.

Y por último el nivel 4 y en el que entendemos China como estrategia.
China deja de ser parte de su estrategia para ser «la estrategia». Estas empresas no «están» en China, son China. Se cuentan con recursos chinos en todos sus departamentos tomando ventaja de las oportunidades de este país en cada área. El flujo de bienes, productos, servicios, capital humano y datos es continuo y multi-direccional entre las diferentes oficinas. En el mundo del capitalismo actual cada vez son más las empresas que están migrando a este cuarto nivel. Ello es debido a varios factores, desde la continua mejora de la capacitación del capital humano en China, al peso cada vez mayor que adquiere su economía, así como a la convicción de que las grandes decisiones económicas, y posiblemente el flujo principal de desarrollo tecnológico en las próximas décadas, se van a desplazar de manera irreversible hacia el gigante asiático.

Evolución de las empresas y los niveles de relación con China desde 2002 a 2017

LevelYear 2000Year 2017
162%11%
229%51%
311%36%
40%2%

Fte. SedeenChina

 

 

Enlaces relacionados:

El aliado perfecto para hacer negocios en China

Calidad Made in China: Rompiendo estereotipos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 

Your browser is out of date. It has security vulnerabilities and may not display all features on this site and other sites.

Please update your browser using one of modern browsers (Google Chrome, Opera, Firefox, IE 10).

X

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies