Importar desde China- ¿Es recomendable usar el incoterm CIF?

Incoterm CIF -Cost, Insurance and Freight- Coste, Seguro y Flete

Con este incoterm el vendedor es responsable de entregar la mercancía en el puerto del comprador. Es decir se encarga de gestionar el transporte interior en China, pagar y gestionar el despacho de aduanas en China, el flete marítimo, gastos de salida y seguro.

Esta forma de importación,  en el caso de China,  se puede llegar a convertir en un auténtico problema para el importador, ya que aunque puede parecer especialmente atractivo porque todo está incluido, la responsabilidad de la importación sigue siendo del comprador.

Es aquí donde nos podemos encontrar el problema, el despachante puede solicitar un importe muy alto para proceder al despacho, el importador se encuentra entonces con que tiene que pagar un importe totalmente fuera de mercado y presionado además por los plazos. Y si este se niega a pagarlos, la mercancía se quedará retenida en el puerto generando costes adicionales.

Incoterm FOB -Free On Board- Entrega en puerto

El incoterm FOB permite mantener mayor control sobre el transporte marítimo en una importación, sin tener que realizar ningún trámite de exportación.

Básicamente, el importador que compra en condiciones FOB tiene la responsabilidad de gestionar el envío y despacho en destino. Pero en todo momento controlará los costes porque su propio despachante le habrá facilitado un presupuesto que incluya toda la información.

De hecho, para muchos,  pagar y controlar el transporte marítimo de una importación de China prácticamente sólo ofrece ventajas ya que permite escoger la naviera, la ruta y los tiempos de tránsito además de negociar todos los costes antes del envío.

Incoterm EXW -Ex Works- Entrega en fábrica

Este incoterm ofrece la posibilidad de controlar el envío de principio a fin.

Como desventaja: Desde la fábrica o el punto de recogida acordado con el vendedor hasta que el contenedor haya sido cargado en el barco, se pueden encontrar problemas relacionados con el transporte terrestre o con la carga en el contenedor, problemas durante el despacho de aduanas, etc… En el caso de una inspección de aduanas en origen, por ejemplo, los costes adicionales generados por la propia inspección y por los días de ocupaciones y demoras, correrían por cuenta del importador.

Otro aspecto a tener en cuenta es a diferencia cultural, idiomática y horaria. Contratar servicios en un país en el que no tienes presencia física siempre es más complicado y si la diferencia horaria es grande, nos podemos encontrar con costes generados por no responder a tiempo.

Como ventaja: Si contamos con un buen apoyo en China podremos conocer y controlar todos los gastos y trámites de la exportación e importación, sin que haya gastos añadidos por parte del fabricante que, en ocasiones, por ofrecer un precio FOB tiene que incrementar los costes calculados para la venta para evitar incrementos de última hora que le afectarían en su compra.

 

¿Cuál es el mejor incoterm para importar de China?

Aunque SedeenChina recomienda que no se utilice el inconterm CIF, realmente no hay uno mejor que otro ya que cada caso es distinto.

Dependiendo del incoterm que se escoja, el coste total de la importación puede variar mucho. También hay que tener en cuenta que el precio para la compra de la mercancía en condiciones FOB, CIF o EXW no es el mismo. Habitualmente los proveedores chinos repercuten la diferencia del coste del transporte marítimo directamente en el precio del producto. Por eso tienen un listado de precios de producto que varían en función del incoterm que vayan a utilizar.

En ocasiones incluso la utilización de un FOB permite un precio mejor porque el exportador puede recuperar parte del coste del producto al realizar el trámite de la exportación.

Normalmente,  se prioriza el precio del producto y no se invierte tanto tiempo en valorar el envío de este. Pero hay que tener en cuenta que controlar la contratación del transporte marítimo ofrece más margen de maniobra y ayuda a ganar poder de negociación.

Además, la elección de un incoterm u otro no sólo afecta a los costes, sino a otros aspectos cruciales, como la eficiencia de la cadena logística, los plazos temporales, el estado de la mercancía, etc… que pueden suponer la diferencia entre que la importación sea todo un éxito o se convierta en una pesadilla.

Artículos relacionados

Cómo entender los incoterms

Envío  de mercancías desde China. Tierra, mar o aire

Importar desde China (servicio de SedeenChina)

 

 

 

Your browser is out of date. It has security vulnerabilities and may not display all features on this site and other sites.

Please update your browser using one of modern browsers (Google Chrome, Opera, Firefox, IE 10).

X

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies